29 jun. 2011

Brújula para navegantes emocionales

Brújula para navegantes emocionales
En el apartado de Reseñas hoy hablamos de Elsa Punset, autora de dos magníficas obras como son: Brújula para navegantes emocionales (2008) e Inocencia Radical (2009) y Una mochila para el Universo (2012).

Hoy os hablamos del primero de ellos: Brújula para navegantes emocionales. En el fondo de nuestro ser no pensamos, sentimos. Estamos hechos de emociones. A lo largo de los siglos nos habíamos esforzado en domarlas, en encerrarlas en sistemas de vida ordenados y represivos. Ante su dictado sólo cabía resignarse o rebelarse. Actualmente vivimos en un mundo que nos abruma con tentaciones y decisiones múltiples y tenemos que decidir en soledad, sin referentes claros, quiénes somos y por qué nos merece la pena vivir y luchar. Esta nueva libertad reclama la adquisición de una brújula, es decir, de las habilidades y las herramientas que permitan navegar con inteligencia emocional por los cauces imprevisibles de nuestras vidas.

Os dejamos algunas reflexiones de Brújula para navegantes emocionales:

– Las emociones negativas nos sirven para salir airosos de entornos hostiles, amenazantes, peligrosos. Si existen es por algo. El miedo nos permite huir ante la amenaza de un depredador; la ira defender a nuestros seres queridos en ciertos contextos.

– El problema es cuando esas emociones cobran vida en otro entorno distinto al que deberían ser. Cuando la imaginación nos pone en la peor de las situaciones. Es decir, no sólo nos estresan las situaciones objetivamente peligrosas.

– Conocer nuestras emociones nos ayuda a controlar mejor nuestras ansiedades.

– "Temer al amor es temer a la vida, y temer a la vida es estar tres cuartas partes muerto" (Bertrand Russell, On marriage and morals).

– Sentirse mal con uno mismo dificulta enormemente la convivencia con los demás.

– Somos emocionalmente negligentes.

– No se trata de sobrevivir a la vida, sino de disfrutarla.

– Los adultos deben enseñar a los hijos de 3 maneras: con el ejemplo, con el ejemplo y con el ejemplo.

– El amor hace ver la vida de otra manera. Está comprobado científicamente que con el enamoramiento disminuye la crítica social a los demás.

– Hay que aprender a expresar el amor de forma explícita. No basta que el otro sepa que le queremos, hay que decírselo.

– Somos supervivientes y podemos salir adelante en circunstancias difíciles, pero eso no es disfrutar de la vida.

– Una autoestima saludable no significa que alguien se crea invencible o perfecto, sino que confía en sus capacidades para salir adelante. Una autoestima saludable implica conocerse bien y aceptarse.

– La sensación de controlar nuestro destino es uno de los indicadores de felicidad más determinantes.

– La perfección resulta una carga tremenda para nuestra felicidad.

– La tendencia evolutiva del ser humano es ser infeliz, es decir, estar dominado por el miedo, la ira, etc. Ser feliz es costoso.

– Las emociones juegan un papel importante en la regulación de los sistemas que afectan a la salud.

– Estamos programados para el contagio emocional.

Aquí un vídeo de Elsa Punset hablando sobre Brújula para navegantes emocionales (Aguilar, 2008):



«BRÚJULA PARA NAVEGANTES EMOCIONALES» está disponible en: 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada